Registros ParroquialesEditar la página

De FamilySearch Wiki

Contenido

 Registros parroquiales

En esta brevísima lección en video de FamilySearch en línea encontrará  conceptos esenciales para la consulta de registros parroquiales:

Registros parroquiales

Los Registros parroquiales como actas de nacimiento, matrimonio y defunciòn pueden aportarnos interezantes datos para la investigaciòn genealògica, y son una excelente fuente para buscar datos de un antepasado de alguna regiòn o localidad en particular.

Registros parroquiales de Latinoamérica

Sin duda, los registros más importantes para la investigación genealógica en Latinoamérica son los que llevó la Iglesia Católica Romana. En Latinoamérica, la gran mayoría de las personas eran católicas romanas y fueron inscritas en los registros de la parroquia o de la diócesis local. Los registros de bautismo, de casamiento y de fallecimiento o sepultura de la mencionada iglesia son las mejores fuentes de información para buscar los nombres y los datos genealógicos de familiares.

Registros de muchas regiones de Latinoamérica se han perdido o se han deteriorado por motivo de efectos naturales, como son la humedad y los insectos, y los desastres naturales, como los incendios, las inundaciones y los terremotos. Las luchas civiles y políticas también han sido la causa de la destrucción de registros parroquiales de muchos países. No obstante, muchos registros que se han considerado perdidos sencillamente se han extraviado o se han interpretado mal; con el paso del tiempo, se han descubierto y microfilmado colecciones adicionales de libros parroquiales de Latinoamérica.

La información registrada en registros parroquiales

Con el tiempo, ha variado el tipo de información que se ha registrado en los libros parroquiales. Los registros más recientes por lo general contienen información más completa que los de tiempos más antiguos. Todas las parroquias llevaron registros de bautismo, de casamiento y de fallecimiento, los cuales, junto con otros registros parroquiales de valor genealógico, se tratan a continuación:

Bautismos

Por lo general, los niños eran bautizados a los pocos días de haber nacido. Normalmente, en un registro de bautismo se hacen constar el nombre, la fecha de nacimiento y el lugar de nacimiento de la persona que era bautizada; la fecha del bautismo; y los nombres, la residencia y los lugares de nacimiento de los padres (y, en muchos casos, los de los abuelos).

Matrimonios

En un registro de matrimonio se hacen constar los nombres de la novia y del novio, los lugares en que nacieron, los lugares en que residían, su ocupación y la edad que tenían cuando se casaron; los nombres y la residencia de los padres, y la fecha del casamiento.

Información Matrimonial

La información matrimonial comprende las “amonestaciones”, o sea, la publicación en la iglesia de los nombres de los que deseaban contraer matrimonio, y las peticiones que se enviaban al sacerdote de la parroquia. En estos documentos figura el status de la novia y del novio en la Iglesia Católica (incluidas las copias de los certificados de bautismo); además, contienen el permiso de los padres de la novia para contraer matrimonio si ésta era menor de edad, la certificación para que se leyeran las “amonestaciones” o anuncio del casamiento, y el permiso del sacerdote para que se efectuase el matrimonio. También puede ser que en los registros figure la dispensa apostólica (o sea, la exención de la restricción del casamiento) para el cuarto grado de consanguinidad, en la que se indica que la novia y el novio eran parientes. La información matrimonial también puede contener gráficos genealógicos e interesante información biográfica acerca de las personas emparentadas o relacionadas con los contrayentes.

Defunciones o Entierros

Los fallecimientos o los entierros se hacían constar en el registro de la parroquia donde la persona era sepultada. En un registro de defunción o de entierro se dan el nombre y la edad de la persona fallecida, la fecha del fallecimiento o del entierro, y la residencia de ella. Puede ser que el registro contenga el lugar de nacimiento de la persona, los nombres de los deudos, la causa de la muerte y una indicación de si dejó un testamento. Con respecto al fallecimiento o entierro de niños pequeños, por lo general, se hacen constar los nombres de los padres y la residencia de ellos.

Confirmaciones

Las confirmaciones se registraban esporádicamente. Muchas veces se entremezclaban con registros de bautismos. Si bien los registros son breves, puede ser que contengan los nombres de los padres y los de los padrinos. En muchos pueblos y poblados de Latinoamérica, las confirmaciones se realizaban únicamente cuando un obispo se las arreglaba para visitar el lugar; a menudo, más de un hijo de una familia y aun grupos familiares enteros pueden haberse registrado en un solo lugar en los registros de confirmación.

Censos, Padrones y Matrículas

Un censo es el recuento y la descripción de la población de un país, de un estado, provincia (o su equivalente) o comunidad. Algunos registros de censo comprenden información estadística relacionada con la población, el lugar de nacimiento de las personas inscritas en el censo, así como la ocupación y otra información familiar de ellas.

Los censos y los empadronamientos eclesiásticos se realizaban cada diez o quince años, y, en ellos, se anotaban los miembros de las familias que vivían dentro de los límites de la parroquia.

Testamentos

En los testamentos figuran los nombres de familiares y/o de otros herederos, listas de posesiones o bienes y dan una idea de la familia y de la vida del difunto.

Otros registros eclesiásticos

La Iglesia Católica llevó muchos otros registros. Algunos son menos valiosos para la investigación genealógica, pero son útiles para entender la comunidad en la cual vivía una persona. Entre esos registros, tenemos:

  • Libros de fábrica: Inventarios de propiedades de la iglesia.
  • Capellanías: Registros de concesiones monetarias y de bienes raíces a la iglesia.
  • Pleitos: Registros de reclamaciones de bienes raíces y de privilegios concernientes a la iglesia.
  • Libros de cofradías: Libros de registro de sociedades seculares que ayudaban en las actividades parroquiales.

Terminología racial

En la época colonial de Latinoamérica, sobre todo en hispanoamérica, a menudo se registraba en los registros parroquiales católicos la clasificación racial. Ésta se hacía con frecuencia sobre la base de la apariencia física, por lo que no siempre era acertada.

Registros de la Inquisición o Santo Oficio

En 1480, los Reyes Católicos instituyeron en España el tribunal de la Inquisición. Por medio de la Inquisición, los Reyes Católicos procuraron conseguir la unidad de la fe y el control civil en todo el imperio. La Inquisición o Santo Oficio se estableció en todo el mundo católico con el fin de enjuiciar a los herejes y a los infractores religiosos.

A los que aspiraban a cargos de la Inquisición se les exigía presentar pruebas genealógicas de su limpieza de sangre. En el Archivo Histórico Nacional de Madrid se encuentran registros del Consejo y de los tribunales inquisitoriales. Esos registros contienen documentos que se originaron en los tribunales de Cartagena, Colombia, de Lima, Perú y de México.

Registros de la Inquisición de los países que se mencionan a continuación se encuentran en microfilme en la Biblioteca de Historia Familiar. (Los originales se encuentran donde se indica.)

  • Argentina (Arquidiócesis de Córdoba, Córdoba, Argentina).
  • Brasil y Portugal (Torre do Tombo, Lisboa, Portugal).
  • Colombia, México, Perú y América Central (Archivo Histórico Nacional, Madrid, España).

Registros de la Inquisición en microfilme se encuentran muy fácilmente en la sección “Subject” (Temas) del Family History Library Catalog, bajo: INQUISITION, [REGION or COUNTRY] (INQUISICIÓN, [REGIÓN o PAÍS])

Cómo localizar registros parroquiales

Para buscar registros parroquiales, es preciso que sepa usted el nombre de la ciudad o pueblo donde vivió su antepasado. También debe determinar la parroquia a la que pertenecía el pueblo de su antepasado para saber los registros de qué parroquia debe examinar. Puede ser que su antepasado haya vivido en un poblado y que haya pertenecido a la parroquia de otro poblado.

Los sacramentos católicos se registraban en las parroquias locales de la Iglesia. Prácticamente todos los registros eclesiásticos los conservan todavía las parroquias o las diócesis locales.


  • Parroquias locales. Las parroquias son congregaciones locales que pueden comprender dentro de sus límites muchos poblados o pueblos. El pueblo en el cual se encontraba el edificio de la iglesia se consideraba la sede de la parroquia.
    • A los poblados pequeños que no tenían su propia iglesia se les designaba otra parroquia determinada a la que debían pertenecer. Algunas parroquias tenían capillas afiliadas en poblados pequeños. Puede haber ocurrido que, a través de los años, poblados y capillas hayan pertenecido a varias parroquias distintas al cambiar los límites.
  • Archivos de diócesis. Por lo general, se enviaba una copia de los registros parroquiales a la diócesis o a la arquidiócesis que tenía jurisdicción sobre la parroquia. Por consiguiente, si los registros ya no existen en la parroquia local, podrá encontrarlos en los archivos de la diócesis. Algunas diócesis han centralizado sus registros antiguos o, en algunos casos, todos sus registros.

Para localizar registros parroquiales que puedan contener información acerca de su antepasado:

  • Escriba directamente al sacerdote o al ministro de la iglesia local; la dirección por lo general se encuentra en las guías de la ciudad o en las guías telefónicas. La Iglesia Católica publica listas de sus iglesias y parroquias en Latinoamérica, al igual que otras religiones.
  • Escriba a otras iglesias o a otros archivos históricos que puedan tener los registros.
  • De ser necesario, escriba a la sede de la Iglesia Católica del país correspondiente para preguntar dónde se encuentran los registros de una parroquia o congregación determinada.

Cuando escriba a parroquias o a archivos locales para pedirles información genealógica, debe usted enviar lo siguiente:

  • El nombre completo de la persona cuya investigación genealógica esté realizando e indicar si era hombre o mujer.
  • Los nombres de los padres de la persona, si los sabe.
  • La fecha y el lugar aproximados del acontecimiento que esté usted investigando.
  • Su parentesco con la persona.
  • La razón por la cual solicita la información (como por ejemplo, historia familiar o historial médico).
  • La solicitud de una fotocopia del registro original completo.

Estrategias de búsqueda

Para usar con éxito los registros parroquiales, pruebe a seguir las estrategias que se mencionan a continuación:

  • Busque al pariente o antepasado que haya seleccionado. Una vez que haya hallado el registro de nacimiento de esa persona, busque los registros de nacimiento de los hermanos de ese antepasado.
  • En seguida, busque el registro de nacimiento de los padres. El hallar el registro de matrimonio de ellos muchas veces lleva a hallar los registros o datos de nacimiento. O calcule las edades de los padres y en seguida busque los registros o datos de nacimiento de ellos.
  • Repita el método con cada padre o madre.
  • Si no se encuentran en el registro generaciones más antiguas, busque en parroquias vecinas.
  • Busque los registros de fallecimiento o defunción de todos los miembros de la familia.
  • Esta página fue modificada por última vez el 21 mar 2013, a las 21:37.
  • Esta página ha sido visitada 6.384 veces.